¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto
Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Compartir
 

 

Joven con lesiones dermatitis en cara

La atopia(4) se define como una propensión individual a presentar reacciones dependientes de la inmunoglobulina E (IgE) frente a diversos alergenos ambientales. Clínicamente, la atopia está asociada con: rinitis alérgica, asma extrínseco, dermatitis o eczema y alergia o intolerancia alimentaria.

La dermatitis atópica es, por tanto, la manifestación cutánea de la atopia y afecta a los epitelios cutáneo, respiratorio y digestivo.

Los individuos que padecen dermatitis atópica son muy susceptibles a padecer infecciones víricas, en especial herpes, bacterianas y micóticas.
La dermatitis atópica, también llamada eczema endógeno, es una hipersensibilidad hereditaria que reduce el umbral al prurito, crónica y recidivante.

El eczema provoca picor, enrojecimiento y descamación de la piel.

Entre los factores desencadenantes: cambios bruscos de temperatura o humedad; el contacto con ciertas fibras como la lana, piel o nylon; el contacto con detergentes y perfumes; tiende a agudizarse en épocas de estrés.

Entre los niños que tienen eczema, el 65% muestra signos de eczema en el primer año de vida y el 90% en los 5 primeros años.
La distribución del eczema puede variar con la edad. En bebés y niños pequeños, el eczema suele localizarse en la cara, la parte externa de los codos y en las rodillas. En los niños mayores y adultos, en cambio, tiende a manifestarse en manos y pies, brazos y en la parte posterior de las rodillas (zonas de pliegues).

A continuación, se enumeran los síntomas más comunes del eczema. Sin embargo, cada persona puede experimentarlos de una forma diferente.
Los síntomas pueden incluir:
Piel extremadamente seca con picor.
Pequeños bultos en la piel o erosiones que exudan al rascarse.
Enrojecimiento e inflamación de la piel.
Engrosamiento de la piel (en el caso de eczema crónico).
El rascado y frotamiento excesivos pueden rasgar la piel y provocar una infección.

No existe cura para el eczema.

Los objetivos del tratamiento consisten en reducir el picor e inflamación de la piel, hidratar la piel y prevenir las infecciones.

La Academia Española de Dermatología y Venereología sugiere para el control del eczema, las siguientes recomendaciones:
Evite el contacto con agentes irritantes. 
Tome baños o duchas cortos con agua tibia.
Emplee buenas técnicas de cuidado de la piel.
No utilice jabones fuertes.
Vístase con ropa ligera, el sudor puede empeorar el eczema.
Utilice lociones hidratantes al menos una vez al día.
Evite rascar el área afectada.
Disminuya al mínimo el estrés.

Los siguientes medicamentos son los más utilizados para tratar el eczema:
Antihistamínicos: estos medicamentos ayudan a disminuir el picor.
Cremas de esteroides: estos medicamentos tópicos ayudan a disminuir la inflamación de la piel y también alivian el picor y la hinchazón.
Antibióticos orales
Inmunomoduladores tópicos (TIM): Estos medicamentos se aplican directamente sobre la piel para modificar la respuesta inmunológica.

Acupuntura y Dermatitis Atópica

En el estudio presentado en la Reunión Anual 2009 de la Academia Americana de Alergia(1), Asma e Inmunología        ( AAAAI ) , investigadores del Hospital Mount Sinai de Nueva York analizaron 14 pacientes con dermatitis atópica persistente que recibieron acupuntura, entre agosto de 2006 y mayo de 2008.
Los autores del estudio utilizaron dos medidas : el índice SCORAD para medir la gravedad de la dermatitis atópica y el Índice de Calidad de Vida en Dermatología ( DLQI ) para el cálculo de deterioro de la calidad de vida.
En todos menos en un paciente , el índice de SCORAD disminuyeron entre 60 a 90 % después de 3,3 meses de tratamiento . Más del 50 % de mejora en las puntuaciones de DLQI fue documentado en todos menos en un paciente después de 2,4 meses de tratamiento.
Los pacientes también informaron de una reducción en el uso de esteroides, antibióticos y antihistamínicos dentro de los 3 meses de haber sido tratada con la medicina tradicional china.
Los investigadores concluyeron que el uso de la medicina tradicional china es segura y efectiva para los pacientes con dermatitis atópica persistente, especialmente aquellos con un grave y significativo deterioro de la calidad de vida.

Un equipo en Alemania(2) analizó los efectos a corto plazo de la acupuntura en la inflamación y la picazón cutánea en 30 personas con eccema atópico.
El prurito inducido por alérgenos (prick-test) se redujo (datos propios sin publicar) en pacientes que presentaban eccema atópico nada más aplicar acupuntura en los puntos B 10 y IG 4, en comparación con una acupuntura placebo y un grupo de referencia no sometido a ninguna intervención. En un estudio piloto con 10 pacientes que presentaban eccema atópico, se observó una reducción del prurito al cabo de 5 sesiones de acupuntura frente a un grupo de referencia no sometido a intervención, así como una reducción de la activación de basófilos inducida por alérgenos (datos propios sin publicar).
Los resultados prueban que, en ese "ambiente experimental", la acupuntura alivia la picazón que causa la dermatitis, dijo a Reuters Health el doctor Florian Pfab, de la Universidad Técnica de Múnich. Pero el estudio no responde si la acupuntura en el mundo real tendría el mismo efecto
Pfab explicó que el dolor y la picazón comparten mecanismos de acción, de modo que el efecto de la acupuntura sobre los mecanismos del dolor podría explicar estos resultados.

Otro estudio realizado en la Universidad de Tel Aviv, Israel (3), tuvo como objetivo evaluar la eficacia de la combinación de la fitoterapia china y acupuntura para el tratamiento de la dermatitis atópica.
El estudio se realizó con una muestra de 20 pacientes con edades comprendidas entre los 13 y 48 años, que tenían dermatitis atópica de moderada a grave. Siguieron un tratamiento combinado de acupuntura y fitoterapia china, durante 12 semanas. 2 sesiones de acupuntura a la semana, y fórmulas de fitoterapia china 3 veces al día
Las evaluaciones se realizaron antes del tratamiento , y en las semanas 3 , 6 , 9 , y 12 de tratamiento. Los resultados primarios fueron definidos como los cambios en el Índice de Área de Eczema ( EASI ) , Índice de Calidad de Vida en Dermatología ( DLQI ) , y la evaluación la escala analógica visual ( VAS ) .
Después de 12 semanas de tratamiento , se observó una mejora en la escala EASI en 100 % de los pacientes , en comparación con la línea de base . La media VAS disminuyó 6,8 a 3,7 , con una mejoría 44,7 %. No se observaron efectos adversos.
Los resultados de este estudio sugieren que la combinación de la acupuntura y fitoterapia china tiene un efecto beneficioso en pacientes con dermatitis atópica.

 

Referencias de la publicación:
http://aedv.es/profesionales/investigacion-y-proyectos/wikiderma/patologias/dermatitis-atopica
http://www.jano.es/ficheros/sumarios/1/64/1475/42/1v64n1475a13047110pdf001.pdf
http://www.scielo.org.co/pdf/med/v19n1/v19n1a07.pdf

Referencias de los estudios:
http://www.medicalnewstoday.com/releases/141238.php(1)
http://zl.elsevier.es/ca/revista/revista-internacional-acupuntura-279/articulo/acupuntura-dermatologia-situacion-actual-investigacion-13139722 (2)
(2) Dr. med. Florian Pfab. Clínica y Policlínica de Dermatología y Alergología am Biederstein
Universidad Técnica de Múnich
http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/18990051 (3)
Salameh F, Perla D, Solomon M, Gamus D, Barzilai A, Greenberger S, Trau H.
Department of Dermatology, The Chaim Sheba Medical Center, Tel Hashomer, The Sackler School of Medicine, Tel Aviv University, Israel. (3)

Compartir

Diplomado universitario en Enfermería

Experto universitario en Medicina Tradicional China y Acupuntura por la Universidad de Málaga

Nº COL: 13.020

Acupuntura Costa del Sol colabora con la asociación PROSA.