paisaje

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto
Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Compartir

 

Moxibustión

Es la aplicación de calor en un punto de la piel, generado a partir de una moxa encendida, compuesta por una planta de artemisa sola o mezclada con otras plantas medicinales para aportar distintos efectos: regulador, tonificante o dispersante.

Su utilización se centra principalmente en la eliminación de frío y humedad, potenciar la circulación sanguínea y energética, así como tonificación de Qi, etc.. Puede emplearse combinando con otras materias como sal, jengibre, ajo, etc., que le confiere otros efectos añadidos: regulan la circulación en los canales energéticos


Vacuoterapia

Bote de cristal, bambú o cerámica que se adhiere fuertemente al cuerpo mediante presión negativa provocada en su interior. Se fundamenta en que la fuerza de succión creada extraerá los factores patógenos internos a través de los poros dilatados, o bien estimulará la circulación sanguínea y el flujo energético. Se trata pues de una terapia desbloqueante o dispersante.


Tui-na

Con una tradición milenaria , este tratamiento engloba técnicas de empuje y presión (TUI) así como de agarre y estiramiento (NA) cuyo fin es la regulación energética. De modo que no se trata de un método meramente relajante sino de un masaje terapeútico.


Dietoterapia China

Para la Medicina Tradicional China la salud se define en función de la libre circulación de las energías. Cualquier alteración en esta circulación por motivos internos o externos desencadena la enfermedad que se manifiesta por un estancamiento, un exceso o un bloqueo de energía.

La dietética china forma parte integra de la Medicina China y se considera una terapia más para recuperar la salud o mantenerla en buen estado y alcanzar la longevidad. Tiene también una función preventiva que es la base misma de la Medicia China.

Los alimentos son los vehículos de los sabores y de las energías y su función principal es el mantenimiento del principio vital y la restauración de nuestra forma corporal. El concepto tradicional de sabor es aquí mucho más profundo que en Occidente: el sabor (WEI) manteniendo su idea sensorial cualitativa, representa la materia primordial por la cual se elabora la sustancia corporal de cada ser vivo. Por lo tanto, mediante la selección, el orden o la combinación de sabores, temperaturas y consistencias de los alimentos se pretende obtener una serie de reacciones psico-fisiológicas cuyo efecto puede ser tonificante, drenador o armonizador de las funciones corporales.

Existen cinco sabores fundamentales para la dietética china: picante, salado, ácido, amargo y dulce. Cada uno de ellos se corresponde con uno de los cinco órganos respectivamente: Pulmón, Riñón, Hígado, Corazón y Bazo-Páncreas.

Compartir

Diplomado universitario en Enfermería

Experto universitario en Medicina Tradicional China y Acupuntura por la Universidad de Málaga

Nº COL: 13.020

Acupuntura Costa del Sol colabora con la asociación PROSA.